The party is ON! Join us at TNW Conference 2021 in Amsterdam for face-to-face business!

The heart of tech

This article was published on November 30, 2009

    La palabra “hacker” eliminada del derecho penal español

    La palabra “hacker” eliminada del derecho penal español
    Chus Vilallonga
    Story by

    Chus Vilallonga

    Chus Vilallonga se inició desde muy joven en medios generalistas como prensa escrita, radio o televisión, y está en la red desde 1997. Ha es Chus Vilallonga se inició desde muy joven en medios generalistas como prensa escrita, radio o televisión, y está en la red desde 1997. Ha escrito sobre tecnología para diversos medios online españoles, y ha sido Editor Jefe de ya desaparecido portal español Canal21 y Editor Jefe de Swebloo, entre otros. Es tecnólogo inconformista, curioso, videojugador, geek, y puedes seguirle en Twitter

    Hackers

    Muy a menudo se ha relacionado cualquier actividad legal o ilegal del mundo informático con la palabra hacker, algo que en España parece que ya se ele empieza a poner coto, empezando desde lo más alto de la legislación.

    Tradicionalmente se ha otorgado un valor equívoco a la esta palabra, de manera que mientras muchos siguen considerando este término como un identificativo de cibercriminal, en realidad es una persona con unos elevados conocimientos informáticos, ya sea por profesión o afición.

    El primer paso para comprender la auténtica realidad de esta palabra posiblemente pasaría por eliminarla del proyecto del nuevo código penal que se está preparando en España, algo que ya es efectivo.

    Cierto es que a menudo la palabra hacker se usa inequívocamente para tildar a una persona acusada de realizar actos premeditadamente dañinos, aunque no es menos cierto que no se puede utilizar la palabra de forma gereralizada en todos los casos. Por este motivo, en el proyecto español se ha decidido eliminar el término, puesto que no siempre un hacker es malo.

    Como mínimo, para clarificar un poco la tortuosa situación tecnológica que estamos viviendo, creo conveniente aplaudir que las cosas empiecen a hacerse correctamente desde arriba.